MINISTERIO EVANGELISMO ATRACTIVO en Santiago -Talleres de estas herramientas - Para aprender a realizarlos en cualquier ocacion y evento -
  LA BILLETERA DE 1 JN. 1:9
 

LA BILLETERA DE 1 JN. 1:9

La idea de esta billetera es dar una leccion para alejarnos del pecado, porque el pecado siempre nos quiere atrapar.




Procedimiento:

Paso 1- Mostramos la billetera y un billete. El billete representa nuestra vida.

Paso 2- Colocamos el billete dentro de la billetera a la vista de todos, el billete esta doblado y a la misma vez queda libre dentro de la billetera.

Paso 3 – Ponemos la billetera sobre una mesa (no es necesario una mesa) y vamos explicando que el pecado siempre nos quiere atrapar en un descuido.

Paso 4 – Tomamos de nuevo la billetera y la abrimos y el billete ahora esta atrapado en la billetera. Asi es el pecado cuando uno deja de orar y de leer la Biblia es facil quedar atrapado por el pecado.

Paso 5 – Ponemos el billete de nuevo libre en la billetera y la cerramos y la volvemos abrir y de nuevo ha quedado atrapado.

Paso 6 – La Biblia dice en Salmos 119:11 En mi corazón he guardado tus dichos,
Para no pecar contra ti.
Y en 1 Jn 1:9 Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 

Cerramos la billetera de nuevo y la volvemos abrir y esta vez el billete ha quedado libre.

Precio: 225 pesos
Contacto:
Escribenos: trucosyjuegosjp@yahoo.com
Llamenos: 849 925 0306 con Justo Pastor
 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Jehová es mi pastor; nada me faltará. En lugares de delicados pastos me hará descansar; Junto a aguas de reposo me pastoreará. Confortará mi alma; Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre. Aunque ande en valle de sombra de muerte, No temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; Tu vara y tu cayado me infundirán aliento. Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, Y en la casa de Jehová moraré por largos días. SALMOS 23